Cómodo triunfo de Guzmán: retendría 6 de las 10 bancas

La lista encabezada por el Intendente ganó en todas las localidades y sumaría cerca de 40%. Por el segundo lugar pelearían cabeza a cabeza Bodes y Angioi, los colectoras de De Narváez.

blank
<p></p>

Aunque los cómputos finales recién se conocerían en horas del mediodía de este lunes 29, la victoria del oficialismo resultó tan amplia como previsible que se supo apenas cerrado el comicio. Ganó en todas las localidades y su caudal de votos llegaría al 40%. Muy atrás, el segundo lugar se disputaba en aparente paridad entre las dos listas que apoyaron a Unión-PRO, con Néstor Bodes y Jesús Angioi como primeros candidatos a concejales.
Según los guarismos que se conocieron extraoficialmente, Sandro Guzmán sacó la mayor diferencia en Garín, su localidad de origen, donde habría superado el 53%.
“Hace tiempo que no se vivía una elección tan tranquila y con un alto porcentaje de votantes”, aseguró el intendente cuatro horas después de que se abrieran las urnas, en declaraciones a la oficialista FM Líder.
Guzmán se manifestó “muy contento” por el rotundo triunfo en Garín y también celebró haber superado “ampliamente” el porcentaje de votos que cosechó en 2007, cuando fue electo intendente como candidato del Paufe.
La conducta que adoptó con la prensa el jefe comunal y titular del PJ local fue realmente llamativa. Prefirió que los medios no cubrieran su votación -a primera hora, en la EGB N° 5- y optó por no dar una conferencia de prensa. Es más, suspendió una recepción a los periodistas que estaba anunciada para las 21 y solo hizo declaraciones telefónicas para dos transmisiones en vivo. Para más, tampoco hubo festejo, más que algún bocinazo aislado.
Otro lauro que podrá cotizar el Intendente es haber sostenido el triunfo del Frente Justicialista para la Victoria en la categoría de diputados nacionales: Néstor Kirchner obtuvo un respaldo de 38,5%, sobre un 34,8% de Francisco De Narváez y un 18,4% de Margarita Stolbizer.
El segundo lugar de la contienda local estaba peleado palmo a palmo por las dos boletas que adhirieron a Unión-PRO, aunque a una distancia mayor de veinte puntos del oficialismo. La del PRO, encabezada por el desconocido Jorge Bodes y Oscar Fontán, le sacaría una luz de ventaja a Unión Celeste y Blanca, que llevó a Jesús “Cacho” Angioi y a Luis Balbi como binomio principal. Los cuatro, de todos modos, tendrían asegurado su ingreso al Concejo Deliberante.
Las seis bancas restantes en disputa quedarían en manos del oficialismo, que renovaba ocho, pero igual conservará una amplia mayoría de 14 concejales sobre 20.
La alianza ARI-AVE, cuya boleta lideró Dante Scolari, no llegaría al 10% necesario para obtener una banca. Mucho menos la UCR, con Gilda Giordano; Miguel Jobe, de UVE; y Miguel Vale, de Nuevo Encuentro. Las otras seis listas no sumarían más del 5% en conjunto.
Se espera que durante la jornada del lunes salgan a la luz los cómputos provisorios definitivos, que venían sorpresivamente demorados teniendo en cuenta la normalidad con que se desarrollaron estas elecciones legislativas.

Dejá tu comentario

Seguí leyendo