Encontraron a Sasha, la chica de Garín que llevaba casi un mes desaparecida

La adolescente, de 15 años, había abandonado su hogar en la madrugada del 13 de diciembre. Desde entonces no se supo nada de ella. La Policía, tras una amplia búsqueda, la localizó en una plaza de Morón.

blank
blank

La adolescente, de 15 años, había abandonado su hogar en la madrugada del 13 de diciembre. Desde entonces no se supo nada de ella. La Policía, tras una amplia búsqueda, la localizó en una plaza de Morón.

Apareció Sasha Nahir Aguilera, sana y salva. La adolescente de 15 años, que llevaba casi un mes desaparecida, fue hallada este viernes en el partido de Morón y ya se reencontró con su familia.

Las primeras informaciones indican que la menor fue encontrada en buenas condiciones y que durante su ausencia estuvo en varios lugares y con distintas personas a las que su familia no conocía. La Policía pudo llegar hasta ella después de una amplia búsqueda, donde la telefonía celular fue un factor clave para orientar su posible geolocalización.

Desde la madrugada del martes 13 de diciembre, cuando salió de su casa, en el barrio La Loma de la localidad de Garín, que no se sabía nada de ella. “La menor decidió irse llevando enseres personales consigo, lo que dio la primera muestra de que se retiraba por su voluntad”, señalaron a El Día de Escobar voceros de la investigación.

Para la Policía no hay dudas de que la menor decidió abandonar su hogar sin ánimo de volver. Los motivos, hasta ahora, no se conocieron. Por su parte, su madre denunció el hecho en la comisaría de Garín, que activó el protocolo de búsqueda.

Con el paso de los días la preocupación fue creciendo. Los pedidos de información sobre su paradero se multiplicaron en las redes sociales y el miércoles 28 se organizó una manifestación en la puerta de la Escuela Secundaria Nº11, de la que es alumna, para darle mayor visibilidad al caso, que a esa altura mantenía en vilo a todo el vecindario.

A su vez, la búsqueda ocupó a varias dependencias policiales. “La Estación Departamental de Seguridad de Escobar afectó al caso numerosos recursos humanos y logísticos. En primera instancia se hizo un rastrillaje en la zona de Garín, incluyendo la colaboración de familiares, amigos y vecinos. Después se amplió a todo el distrito, contando con rastrillajes de la división canina de la Municipalidad e imágenes aportadas por el Centro de Monitoreo”, ampliaron las fuentes consultadas por este medio.

Más adelante, una comisión conformada por efectivos de la Estación Departamental y de la Policía Local se trasladaron a la ciudad de Río Tercero, en la provincia de Córdoba, siguiendo pistas aportadas por el rastreo de llamadas y mensajes de su teléfono celular. Simultáneamente, se hicieron más rastrillajes en Escobar y partidos limítrofes y se tomaron varias declaraciones testimoniales con las que los detectives pudieron armar un bosquejo de los posibles lugares donde estaría la menor.

Fue así que, durante siete días, diez grupos operativos de distintas seccionales del partido de Escobar buscaron a Sasha en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde mantuvieron entrevistas con varias personas desconocidas de la familia que habían tenido contacto con la menor luego de la fuga.

Con la información recabada, la pesquisa se orientó hacia el partido de Morón, donde finalmente la Policía logró encontrar a Sasha. “Estaba en una plaza céntrica, en buen estado de salud”, aseguraron fuentes del caso.

Así, después de 25 días sin que se sepa nada de ella, habiendo pasado Navidad y Año Nuevo fuera de su hogar, la menor ya está con su familia.

Los motivos por los que escapó de su casa, sin volver a comunicarse durante todo este tiempo, forman parte del secreto de sumario de la causa judicial. Por lo pronto, personal de la Comisaría de la Mujer y la Familia y la Dirección de Niñez y Adolescencia de Escobar están abocadas a la revinculación de la menor y su entorno familiar, con foco en resolver las causas que motivaron esta angustiante historia.

Dejá tu comentario

Seguí leyendo