Discutió con su novia y se tiró bajo el tren

blank

El convoy acababa de salir de la estación de Escobar rumbo a Zárate.

blank
blank
Un joven unos 20 años se quitó la vida arrojándose bajo una formación ferroviaria que acababa de salir de la estación de Belén de Escobar. Según testigos, lo habría hecho tras mantener una fuerte discusión con una chica que sería su novia.
El aciago episodio ocurrió este viernes 6, entre la avenida Tapia de Cruz y la calle Estrada, cuando el convoy de las 17.53 emprendía su viaje a la estación de Zárate. “El muchacho estaba discutiendo con una chica al costado de las vías y cuando vio que venía el tren empezó a correrlo a la par hasta que se arrojó de cabeza”, contó a este medio una persona que alcanzó a ver la trágica escena.
“Yo pensé que quería subirse agarrándose del estribo, no imaginé que iba a hacer lo que hizo”, relató el maquinista de la formación, que quedó detenida en el lugar del hecho para permitir el trabajo de los peritos policiales.
A consecuencia del suceso, el tránsito sobre la principal calle de la ciudad quedó interrumpido por varias horas entre Rivadavia y Colón.
Las fuentes policiales consultadas por El Día de Escobar indicaron que el joven todavía no había sido identificado.
El cuerpo del joven quedó apretado bajo una rueda del tren.

El cuerpo del joven quedó apretado bajo una rueda del tren.

Un joven de 18 años se quitó la vida arrojándose bajo una formación ferroviaria que acababa de salir de la estación de Belén de Escobar. Según testigos, lo habría hecho tras mantener una fuerte discusión con una chica que sería su novia.

El aciago episodio ocurrió este viernes 6, entre la avenida Tapia de Cruz y la calle Estrada, cuando el convoy de las 17.53 emprendía su viaje a la estación de Zárate. “El muchacho estaba discutiendo con una chica al costado de las vías y cuando vio que venía el tren empezó a correrlo a la par hasta que se arrojó de cabeza”, contó a este medio un testigo de la trágica escena.

“Yo pensé que quería subirse agarrándose del estribo, no imaginé que iba a hacer lo que hizo”, relató el maquinista de la formación, que quedó detenida en el lugar del hecho para permitir el trabajo de los peritos policiales.

A consecuencia del suceso, el tránsito sobre la principal calle de la ciudad quedó interrumpido por varias horas entre Rivadavia y Colón.

Fuentes consultadas por El Día de Escobar indicaron que el joven se llamaba Lucas Molina y vivía en Ingeniero Maschwitz.

Dejá tu comentario

Seguí leyendo