Las dos caras del encuentro entre Walter Blanco y la concejal del Paufe

portada El gobierno catalogó a la reunión como “una apertura al diálogo político”. Pero Patricia Césari dijo que hablaron de su reintegración a la planta municipal, ya que en un mes vence su mandato.

blank
blank
reunión

Walter Blanco y Patricia Césari, en una reunión que derivó en diversas interpretaciones.

Como si quisiera darse todos los gustos antes de irse de Escobar, el Jefe de Gabinete le abrió las puertas de su despacho a la concejal pattista Patricia Césari, en una impensada reunión que la Dirección de Comunicación Social del Municipio se encargó de fotografiar y difundir en un comunicado de prensa. Sin embargo, entre la versión oficial y “la otra” hay una apreciable distancia.

Desde la Comuna se afirmó que Blanco y Césari “mantuvieron una extensa reunión, en la cual pudieron abordar diversos temas relacionados al futuro del distrito en referencia a la gestión que lleva adelante el gobierno del intendente Sandro Guzmán”.

“Desde el Ejecutivo Municipal se mantiene abierta la mesa de diálogo para todos los sectores políticos del distrito. En esta oportunidad, el Jefe de Gabinete escuchó de parte de la concejal algunas observaciones, recibió propuestas y pudieron ambos debatir acerca de los puntos más relevantes de la gestión”, asegura el parte oficial.

“La escuché atentamente y considero que muchas de sus propuestas tienen un sustento real y positivo para nuestra gestión. Es una alegría reencontrarnos con una compañera peronista y, más allá de alguna diferencia en el pasado, anhelamos trabajar con ella por el futuro de Escobar. Si así fuera, le damos la bienvenida que se merece. Si no, seguiremos trabajando en conjunto porque la consideramos una militante de relevancia para el distrito”, expresó Blanco, muy sugerentemente, en las declaraciones que incluyó el comunicado.

Sin embargo, la charla que mantuvieron el miércoles 4 a las 11.30 Blanco y Césari tendría otra explicación. Fuentes consultadas por El Día de Escobar indicaron que la concejal del Paufe esperaba ser atendida por Guzmán, con quien tendría pedida una audiencia para considerar su futuro laboral, ya que cuando termine su mandato -el 10/12- se reincorporará a la planta de personal municipal. “No esperaba que la reciba Blanco. ¡Y menos que le sacaran una foto!”, exclamó un informado vocero del Paufe.

Afiliada al PJ desde que tenía 21 años, la matheuense Césari entró como empleada al Municipio el 19 de mayo de 1997, de la mano del entonces intendente Luis Patti. Hizo sus primeras experiencias en la sala de primeros auxilios y luego en el museo de su localidad. Desde ahí se proyectó a una banca y el año pasado adquirió una notoriedad pública inesperada por ser la única concejal que no se pasó del Paufe al PJ al compás del intendente.

“De la reunión no voy a decir nada”, se excusó Césari ante el llamado de El Día de Escobar a su celular. No obstante, aclaró que la charla con Blanco se debió a su próximo destino laboral en la Comuna -reveló que le interesaría estar en el área de Salud-, aunque terminó reconociendo que hablaron “de todo un poco”. Y agregó: “Respeto al Intendente y al Municipio”.

“Patricia es de fiar”

Con su padre preso, Luis Patti Jr. es la máxima autoridad provincial del Paufe, o de lo que queda de él. Por eso, El Día de Escobar también buscó su testimonio respecto a esta reunión, en una breve conversación telefónica.

¿Tiene algún comentario para hacer?

No, ningún comentario.

¿Estaba al tanto de esa reunión?

No, me estoy enterando ahora. Pero supongo que debe haber sido por cuestiones laborales, porque ella en diciembre termina su mandato y tiene que volver a la planta municipal. Sé que está preocupada por ese tema y me parece bien que hable con la gente del Ejecutivo.

¿Y no hubiera sido más razonable que hablara con el director de Recursos Humanos?

Pasa que el Ejecutivo Municipal se maneja mucho así… Conozco a Patricia, es una persona de fiar.

Por Ciro D. Yacuzzi
Director de El Día de Escobar

Dejá tu comentario

Seguí leyendo