Comenzó la etapa municipal de los Juegos Bonaerenses para jóvenes y abuelos

Alrededor de tres mil escobarenses participan de la competencia provincial, en la que los mejores representantes de la región llegarán a Mar del Plata.

blank
blank
Remate inicial. El voley es uno de los deportes que forma parte de la primera etapa.

Vóley. Es uno de los deportes que forma parte de esta nueva edición del certamen.

Alrededor de 3000 escobarenses participan de la primera fase de la competencia provincial, en la que los mejores representantes de la región viajarán a la tradicional ronda final en Mar del Plata.

Con alrededor de 3000 escobarenses participando en diversas disciplinas, este martes comenzó la etapa municipal de los Juegos Bonaerenses 2016 con el mismo objetivo de todos los años, tanto para los jóvenes como para los abuelos: llegar a la etapa final, en Mar del Plata, para lograr la ansiada medalla dorada.

El hockey femenino –en categoría menores, cadetes y juveniles- y el sapo, chinchón y tejo –en la competencia de adultos mayores- fueron las actividades que le dieron el puntapié inicial a la primera ronda de la competencia, en la que se busca a los mejores exponentes locales.

Bochas, ajedrez, patín, natación, atletismo –también en modalidad especial-, handball, fútbol 11, futsal y básquet completan la nómina de deportes del ámbito local en que los jóvenes, desde menores hasta juveniles, participan.

Por su parte, los abuelos mayores de 60 años compiten tanto en disciplinas deportivas como fútbol-tenis, pentatlón, tenis de mesa, tejo, vóley adaptado y ajedrez como en actividades de azar como burako, damas, la escoba de 15, truco y los mencionados sapo, chinchón y tejo.

Los inscriptos pertenecen a instituciones deportivas, escuelas, polideportivos y clubes barriales de todo el distrito.

En esta primera instancia de los Juegos se disputa la etapa local, clasificatoria para la fase regional en la que se competirá con representantes de partidos vecinos por obtener el tan codiciado boleto a Mar del Plata.

Dejá tu comentario

Seguí leyendo